Entrevistas

Entrevista a Andreu Vilamitjana, Director General de Cisco España

posted by @mbellido 30 julio 2019

“En la próxima década, la digitalización será un acelerador clave para alcanzar la Agenda 2030”

Cómo cree que la tecnología puede ayudar a la consecución de los ODS? ¿Podría ponernos ejemplos concretos?

Internet of Things, Inteligencia Artificial, Cloud, analítica o ciberseguridad son la base de la transformación digital. Una nueva revolución industrial que contribuye a garantizar la sostenibilidad económica, social y medioambiental: el objetivo de la Agenda 2030. La digitalización genera crecimiento y empleo. Socialmente, aporta beneficios como la telemedicina, la educación online, la protección de las especies y la optimización de los cultivos. Medioambientalmente, tiene el potencial de reducir el 15% del total de emisiones contaminantes (The Climate Group). Los gobiernos pueden apoyarse en la digitalización para incrementar el PIB, mejorar eficiencias y generar nuevas actividades económicas, fomentando el emprendimiento. La digitalización también permite optimizar los servicios públicos y extender el acceso a la educación y la sanidad, dando como resultado países más competitivos e inclusivos. Los retos de los ODS son enormes. Resolverlos no es sencillo. Requiere un esfuerzo global. Y solo puede lograrse con la ayuda de la tecnología. Tanto en los países desarrollados como en vías de desarrollo, las tecnologías digitales están impulsando rápidamente soluciones innovadoras a desafíos complejos en múltiples sectores, desde salud y educación a transporte, desastres naturales, agricultura y alimentación, acceso al agua potable o gestión medioambiental.

¿Destacaría el papel de alguna tecnología en concreto? (¿Cuál? ¿Por qué?)

Las redes de Internet que soportan los miles de millones de conexiones entre personas, procesos, datos y objetos son la base de la transformación digital. Internet es el responsable del 21% del crecimiento del PIB en los países desarrollados (McKinsey) y cada vez que un país desarrollado incrementa la adopción de banda ancha un 10%, el PIB crece un 1,38% (Banco Mundial). Para alcanzar los objetivos de la Agenda 2030, los estados deben facilitar aún más el despliegue de redes de nueva generación, tanto fijas como móviles (liberando espectro y aportando incentivos fiscales). Sin embargo, existe una brecha digital que debemos superar. Según el Informe Cisco VNI, la mitad de la población mundial ya está conectada a Internet (más de 3.400 millones). Pero la otra mitad no lo está. Y no accede a sus ventajas para el desarrollo. Apostamos por cambiar esta situación. Uno de los proyectos más ambiciosos es el de Google Station, en el que participa Cisco. Pretende llevar wifi público a 1.000 millones de personas en zonas con conectividad limitada, junto a gobiernos y proveedores de servicios. Y Wi-Fi 6 y 5G son tecnologías clave en este proceso.

¿De qué manera se debería impulsar su desarrollo para aumentar su contribución a la Agenda 2030?

Mediante la colaboración abierta entre administraciones, empresas y organismos de educación e investigación. En Cisco llevamos más de 30 años ayudando a impulsar la innovación para construir economías y sociedades más justas, prósperas e inclusivas. Colaborando de forma efectiva con un completo ecosistema de partners, instituciones educativas, emprendedores y startups. Solo en los últimos cuatro años, nuestro programa Country Digitization Acceleration (CDA) ha establecido un marco de colaboración conjunta para acelerar la digitalización de 24 países como China, Italia, Francia, Alemania, India, Israel, Japón, Kazajstán, Méjico, Portugal o Reino Unido. Con más de 200 iniciativas diseñadas para generar crecimiento e incrementar el bienestar social. En España, este programa se denomina ‘Digitaliza’, diseñado para acelerar la transformación digital de nuestro país. Combina la colaboración y la inversión compartida entre Cisco, las administraciones y las empresas privadas impulsando proyectos que mejoren la calidad de vida de los ciudadanos, creen empleos, mejoren la formación de jóvenes y trabajadores y optimicen la competitividad económica.

¿En cuál/cuáles ODS puede influir en mayor medida el uso de las nuevas tecnologías?

En todos ellos, pero especialmente en:

  • Erradicar la pobreza (1).
  • Poner fin al hambre, conseguir la seguridad alimentaria y una mejor nutrición, y promover la agricultura sostenible (2).
  • Garantizar una educación de calidad inclusiva y equitativa, y promover las oportunidades de aprendizaje permanente para todos (4).
  • Alcanzar la igualdad entre los géneros y empoderar a todas las mujeres y niñas (5).
  • Fomentar el crecimiento económico sostenido, inclusivo y sostenible, el empleo pleno y productivo, y el trabajo decente para todos (8).
  • Desarrollar infraestructuras resilientes, promover la industrialización inclusiva y sostenible y fomentar la innovación (9).
  • Conseguir que las ciudades y los asentamientos humanos sean inclusivos, seguros, resilientes y sostenibles (11).
  • Tomar medidas urgentes para combatir el cambio climático y sus efectos (13).

¿Cree que las empresas están preparadas para afrontar los retos que plantea?

Las empresas y administraciones españolas se encuentran en un buen momento para aprovechar las ventajas de la transformación digital. Tres de cada diez organizaciones de todos los sectores ya están apostando por la digitalización, según el Centro Global para la Transformación Digital de los Negocios, una iniciativa de Cisco y la escuela de negocios IMD. Y según el último Índice de Sociedad y Economía Digital de la Comisión Europea (DESI), España se sitúa en el puesto 11 de los 28 estados miembros. Avanzamos a buen ritmo. Sin embargo, ese ritmo se podría acelerar y el programa ‘Digitaliza’ de Cisco tiene ese objetivo.

¿Cómo valora el compromiso de las compañías tecnológicas con la Agenda 2030?

En nuestro caso, estamos totalmente comprometidos. Nuestro CEO, Chuck Robbins, es uno de los mayores defensores de la Agenda 2030. Cisco se fundó en la creencia de que, cuando nos conectamos, podemos cambiar el mundo para mejor. Más de 30 años después, esa creencia es más fuerte que nunca. Combinamos el poder de nuestra tecnología y la pasión de nuestros empleados para hacer del mundo un lugar mejor. En el 2016 nos comprometimos a impactar positivamente en 1.000 millones de personas con soluciones digitales para el año 2025 través de nuestras iniciativas de Responsabilidad Social Corporativa, muchas de ellas afectando a la sostenibilidad de las comunidades.

¿Qué importancia tienen los ODS para Cisco? ¿Qué papel les conceden?

Son fundamentales. Nos hemos comprometido a alinear nuestros procesos de negocio principales con los ODS para ayudar a construir un planeta sostenible. Este compromiso de crear un cambio positivo incluye muchas acciones. Para empezar, invertimos en ideas e iniciativas que utilizan la tecnología para ayudar a resolver algunos de los problemas más grandes del mundo. Solo el año pasado, aportamos 355 millones de dólares en efectivo, tecnología y experiencia a causas que aceleran la resolución de problemas globales. El programa sin ánimo de lucro Cisco NetAcad ya ha formado en tecnologías de última generación a nueve millones de alumnos a escala global (175.000 en España), ayudando a reducir el déficit de profesionales y el desempleo. Es la mayor aula tecnológica del mundo. Y los jóvenes formados utilizarán la tecnología para resolver grandes retos sociales. Otros programas pretenden romper la brecha de género en las TIC y fomentar los estudios STEM entre las niñas, incluyendo los cuatro eventos celebrados en España junto a la organización Greenlight for Girls (g4g), la iniciativa Girls Power Tech o Programa Escuela, que en su sexta edición en España han participado 1.800 escolares. También colaboramos con estados y las ONG para llevar la asistencia sanitaria urgente a las comunidades que lo necesitan. Cisco Tactical Operations ha proporcionado comunicaciones de emergencia en más de 45 desastres. Y la iniciativa MediBus ha llevado la telemedicina (primero en contenedores y luego en autobuses) a los más necesitados, incluyendo refugiados y desplazados. La iniciativa CDA para acelerar la digitalización de los estados ya se extiende a 24 países. En España, el programa Digitaliza pretende formar a 100.000 nuevos alumnos de NetAcad en los próximos tres años. Y acabamos de anunciar 400 nuevas becas Digitaliza en España, que además de formar a los estudiantes, les conectan con el mercado laboral a través de nuestros partners y clientes. Internamente, en el ejercicio fiscal 2018 logramos reducir nuestras emisiones de CO2 a escala global un 40% (Cisco tiene 380 oficinas y más de 74.200 empleados en 180 países) y un 77% de la electricidad que utilizamos ya procede de fuentes renovables. El objetivo para 2022 es reducir estas emisiones un 60%, y que el 85% de la electricidad consumida proceda de fuentes renovables. Para ello, hemos invertido 50 millones de dólares en los últimos cinco años, e invertiremos otros 45 millones hasta 2022 en 300 iniciativas de eficiencia energética y energías renovables. Cisco ocupa la primera posición de las 100 compañías más sostenibles del índice Barron. También tenemos Centros de Innovación por todo el mundo -incluyendo Barcelona- que diseñan soluciones digitales para resolver los problemas globales. Y destinamos en torno al 13% de nuestros ingresos anuales (unos 6.300 millones de dólares) a estos y otros proyectos de innovación. Más de 120 ciudades de todo el mundo están trabajando con Cisco y sus partners para adoptar una plataforma digital que mejore la sostenibilidad y el acceso a los servicios en las ciudades. Y ofrecemos el programa City Infrastructure Financing Acceleration -dotado con 1.000 millones de dólares- para ayudarles con financiación.

¿Cómo está contribuyendo Cisco a lograr los ODS? ¿Podría ponernos ejemplos concretos?

Además de CDA/Digitaliza, NetAcad y el resto de iniciativas de RSC mencionadas -que aplicamos en 180 países- tenemos otras acciones concretas. Un ejemplo es la colaboración con Global Citizen para erradicar la pobreza extrema. Además de facilitar las redes para conectar esta asociación mundial con sus benefactores y para sus famosos festivales (Johannesburgo, Nueva York…), ofrecemos el ‘Youth Leadership Prize’, que premia a los jóvenes de 18 a 30 años de edad con especiales contribuciones para erradicar la pobreza. El año pasado, este premio de 250.000 dólares de Cisco permitió a Wawira Njiru, fundadora y directora ejecutiva de Food 4 Education, proporcionar almuerzos escolares subvencionados en Kenia mediante la pulsera ‘Tap2Eat’. Su objetivo es beneficiar próximamente a 20 escuelas y 10.000 estudiantes. Igualmente, el proyecto Connected Conservation -junto a Dimension Data- ha logrado reducir un 96% la caza furtiva de rinocerontes en Sudáfrica. En el condado de Santa Clara (EE.UU.), destinamos 50 millones de dólares a la asociación público-privada Destination: Home para proporcionar hogar a las personas ‘sin techo’, que se completa con una inversión de 20 millones de dólares en un fondo tecnológico con Pure Storage y LinkedIn para ayudar a construir hogares asequibles. El mentoring y la financiación de startups también permite avances como un bastón conectado para invidentes o la alerta temprana ante ciclones en países vulnerables. Destinamos cada año 250-300 millones de dólares anuales para financiar startups. En la próxima década, la digitalización será un acelerador clave para reinventar el mundo y alcanzar los objetivos de la Agenda 2030. Todos -empresas, gobiernos y personas- debemos comprometernos para lograrlo.

Manuel Bellido

Posts relacionados