Editoriales de Agenda Empresa

Manejar el tiempo en verano

posted by @mbellido 23 julio 1997

No tengo tiempo. Me falta tiempo, ganar tiempo, perder tiempo . . . Son frases que hoy sobran.

Dicen los expertos que el tiempo es un recurso peculiar que fluye de forma inexorable y que no se puede ganar, ni tener, ni por consiguiente perder.

Hoy, la gestión del tiempo se nos presenta como una predisposición.

Asís nos disponemos a enfrentarnos a este mes de julio, que será tiempo de vacaciones o tiempo de trabajo.

A los que están a punto de coger carretera y manta, camino de la playa o de la sierra con los niños, la abuela, el perro, los bronceadores, las toallas, las camisetas de verano y los pantalones cortos, a lo mejor podríamos recomendarles para que se predispongan a un buen tiempo de vacaciones, que no olviden echar en la maleta un buen puñado de libros, que no sólo harán más llevaderos los mediodías de suegra y barbacoa, sino que serán el primer paso para hacer de la lectura un objeto del más sincero placer de la mente y del corazón.

No perder de vista que las vacaciones son siempre una inversión fructífera y la lectura es una especie de microvacaciones, un viaje en el viaje, que uno puede concederse en cualquier momento.

La oferta de tiempo es infinitamente rígida; y sólo habrá 24 horas diarias, estemos de vacaciones o estemos trabajando y para utilizar esas 24 horas correctamente es fundamental que cada uno conozca su metabolismo.

Una buena salud no va a garantizar al directivo la obtención de resultados positivos, pero es seguro que la carencia de ella, perjudicará notablemente el desempeño de las funciones a realizar.

Según un reciente estudio llevado a cabo por la AEPES (Asociación Española para el Estudio del Estrés), más del 60% de la población española se siente afectada por el estrés, el nerviosismo y/o la fatiga.

Muchas situaciones estresantes no pueden mortificarse, pero sí podemos controlar nuestra percepción de las mismas y por tanto, nuestra conducta.

La gestión óptima de nuestro tiempo a través de la vinculación a objetivos, asignación de prioridades, delegación de tareas, puede ser un buen camino a iniciar en este próximo mes. Gestionar nuestro tiempo no significará trabajar más eficiente, más inteligente y con menos estrés, en definitiva, ser más felices. Y si iniciamos nuestras vacaciones, encontrar aquel ritmo que permitirá a nuestro organismo recuperar las energías desgastadas durante el año.

En este número hablamos de vacaciones, de medio ambiente con D. José Luis Blanco Romero, y de Sevilla en Verano con Dª María del Mar Calderón Miranda.

Isla Mágica será nuestro reportaje de las páginas centrales.

Nos acercaremos también a Costa Ballena, y anotaremos algunas cosas prácticas para tener en cuenta durante estos meses.

Desde Agenda de la Empresa, buenas vacaciones y buen trabajo.

Posts relacionados