Entrevistas

Entrevista a Antonio Pulido. Presidente de Cajasol

posted by @mbellido 1 octubre 2008

“Cajasol cuenta con una situación financiera fuerte y solvente”

Entrevista a Antonio Pulido. El presidente de Cajasol repasa con Agenda de la Empresa la situación de la entidad después de algo más de un año desde que se produjera la fusión, y relata cuáles son los planes de la caja para hacer frente a la coyuntura económica actual.

Agenda de la Empresa: A algo más de un año de la fusión, ¿en qué situación está Cajasol para poder afrontar el contexto económico actual?

Antonio Pulido: Cajasol es a día de hoy una marca consolidada, no sólo para nuestros clientes sino para el público en general. Todo proceso de fusión implica un reto con obstáculos que superar: suponen la conjunción de dos culturas empresariales, de sus carteras de clientes, sistemas, medios y equipos. Además, en nuestro caso, el contexto económico no ha podido ser más difícil: este año y medio nos ha puesto a prueba, y creo que Cajasol ha respondido. Hemos buscado las sinergias positivas para agilizar nuestra fusión, a la vez que nos adaptábamos a nuestro entorno ante el nuevo ciclo económico que vivimos, ciclo que exige respuestas, ágiles y eficaces. Quiero lanzar un mensaje a nuestros más de dos millones de clientes y la sociedad en general: Cajasol cuenta con una situación financiera fuerte y solvente y desde esta posición hay que aportar soluciones y propuestas que ayuden y faciliten a la sociedad a que este ciclo sea breve y lo menos gravosos posible. Por ello, solvencia, servicio a los clientes y nuestra potente Obra Social son nuestros puntos fuertes.

A.E.: ¿Existe algún tipo de Plan estratégico para resistir esta dura coyuntura?

A.P.: En efecto, estamos elaborando un Plan Estratégico con la implicación de todas las áreas de Cajasol, que defina las líneas maestras de actuación en los próximos años. Creo que el camino a seguir es la vuelta al modelo tradicional de banca, concentrando nuestros esfuerzos en nuestros casi tres millones de clientes. Por supuesto, este Plan Estratégico asumirá la situación económica actual y las previsiones macroeconómicas: la búsqueda de la eficiencia, será uno de sus pilares.

A.E.: ¿Cómo valoran en la entidad los resultados cosechados en el primer semestre de este año, en que han mantenido 111 millones de beneficios obtenidos por Cajasol en el mismo período del año anterior?

A.P.: Con prudente satisfacción. Mientras dure la crisis, Cajasol no va a dar importantes cifras de crecimiento, ni de balance ni de resultados. Cajasol va a garantizar su solvencia, su servicio al cliente histórico y su aportación segura y recurrente a la Obra Social. Pensamos que esto es una gestión responsable, y lógicamente la iremos modificando a medida que veamos el panorama económico más claro. Nuestra prioridad no es ahora el crecimiento sino la rentabilidad y esto es adaptarse al entorno. Creo que debo romper una lanza a favor del sector bancario español y en particular sobre el sector de Cajas. Mientras que los grandes bancos internacionales están dando multimillonarias pérdidas en sus resultados al primer semestre del ejercicio, y abordando planes de despidos masivos, aquí las entidades seguimos generando beneficios y aportando estabilidad al sistema económico. Los ciclos son consustanciales a la marcha de la economía, y en etapas de crecimiento se generan excesos que luego han de corregirse. Precisamente ese es el presente que ahora nos toca vivir: hemos agotado una fase y conviene sentar las bases del nuevo modelo de crecimiento.

A.E.: ¿Por dónde pasan los planes de Cajasol en lo que a exportar la entidad fuera de la Comunidad se refiere?

A.P.: Es lógico que, en épocas de crisis como la que atravesamos, los equipos comerciales cedan protagonismo a los equipos financieros, y de control. Este principio inspiró hace seis meses nuestra reforma organizativa, y se apostó por impulsar el área organizativo-tecnológica para acelerar la integración. Por ello, nuestros planes de expansión se han amoldado a las circunstancias económicas. De aquí a final de año, abriremos nuestra primera oficina de representación Nuestro objetivo, en virtud de convenio que el año pasado firmamos con Extenda (Agencia de Comercio Exterior de la Consejería de Turismo, Comercio y Deporte), es prestar apoyo financiero a las empresas andaluzas que den el salto al exterior. En el ámbito nacional, abriremos sucursales por primera vez en la Comunidad Valenciana, y ampliaremos la red en otras comunidades como Madrid.

A.E.: ¿Cuáles son los objetivos que se persiguen con la reestructuración del Grupo Empresarial de Cajasol?

A.P.: El nacimiento de la Corporación Empresarial Cajasol supondrá en el plano operativo la simplificación de la gestión y una mayor agilidad en el proceso de toma de decisiones. Por supuesto, en el plano económico, alcanzaremos una mayor potencia inversora: nos planteamos adquisiciones fuera de Andalucía, y apostar por nuevas actividades. Estamos estudiando participar en algunas sociedades cotizadas. La Corporación Cajasol es uno de los mayores conglomerados empresariales de Andalucía, abarcando a 220 empresas de diferentes sectores: inmobiliario, agroalimentario, tecnológico, energético… entre otros, con una inversión próxima a los 1.000 millones de euros. El conjunto de las sociedades participadas por la Corporación Cajasol genera más de 17.500 puestos de trabajo.

A.E.: Cajasol redujo el pasado año hasta el 22,5% de sus inversiones crediticias en actividades inmobiliarias. ¿Habrá más desinversiones?

A.P.: Efectivamente, hemos reducido nuestro riesgo inmobiliario, y actualmente nos situamos en un ratio del 55%, en la media del sector, incluyendo la actividad inmobiliaria y las hipotecas a particulares. Es la línea a seguir, y se están estudiando nuevas desinversiones, que se irán materializando dentro de una estrategia normal de rotación de cartera, que se adapta a la situación económica que vivimos.

Manuel Bellido

Posts relacionados