Entrevistas

Entrevista a Antonio Muñoz Martínez, director general de Planificación y Ordenación Turística

posted by @mbellido 14 abril 2011

“El Guadalquivir va a ser uno de los protagonistas turísticos de Sevilla”

Entrevista a Antonio Muñoz Martínez. Repasamos con el director general de Planificación y Ordenación Turística de la Junta de Andalucía los datos del sector en nuestra Comunidad y analizamos uno de los proyectos más emblemáticos de su Consejería, el del Guadalquivir

Agenda de la Empresa: ¿Cómo valoraría 2010 en términos turísticos?
Antonio Muñoz: Podría decirse que 2010 ha sido el año del fin de la incertidumbre y de inicio de la recuperación. Una tendencia positiva que se ha traducido en un mayor número de pernoctaciones y un mayor gasto en destino en el caso de Andalucía. Esta evolución nos confirma una vez más como el primer destino español en turismo nacional y que seguimos perteneciendo a la élite mundial de destinos que reciben anualmente más de veinte millones de turistas. Una posición de privilegio que hemos obtenido gracias a la solvencia, profesionalidad y buen hacer de nuestro sector turístico.

A.E.: ¿Qué nos depara 2011?
A.M.: El 2011 será el año donde el crecimiento se consolide. No obstante la crisis ha acelerado una serie de nuevas tendencias que afectan tanto a la industria turística como al comportamiento del consumidor final y que cualquier destino turístico que quiera garantizar su competitividad en el futuro ha de tener en cuenta. Además las revueltas del norte de África creo que obliga a revisar al alza las previsiones del sector en general, tanto en España como en Andalucía. Ello podría provocar cierta recuperación de precios.

A.E.: ¿Cómo ha afectado la actual situación económica a la actividad turística?
A.M.: En lo relativo al consumidor, el turista actual ha adaptado sus hábitos de consumo a los condicionantes impuestos por la contracción económica, reduciendo su presupuesto y extremando su sensibilidad al precio. Desde el punto de vista empresarial, la situación viene condicionada por la problemática derivada de las restricciones de financiación que adolece la economía en general, lo cual se puede traducir en una merma para la empresa turística en su capacidad para modernizarse y adaptarse a los nuevos patrones de comportamiento del turista.

A.E.: Y, según su opinión, ¿qué nos ha enseñado la crisis?
A.M.: Aún confirmándose la tendencia de recuperación iniciada en 2010, debemos ser conscientes que resulta imprescindible no bajar la guardia en las tareas de diferenciación y diversificación de la oferta, recualificación de zonas maduras, mejora de la comercialización de productos y servicios o incorporación de la calidad e innovación como factores esenciales de competitividad. En este sentido, hemos aprendido que ahora más que nunca no podemos seguir haciendo las cosas como antes. De este modo, la actual situación económica ha producido y acelerado cambios en los hábitos de los turistas. Unas transformaciones que son ya nuevas conductas. Así, el sector debe ahora más que nunca utilizar y desarrollar todas las herramientas y mecanismos disponibles para adaptarse a las características del mercado turístico.

A.E.: En este contexto, ¿qué estrategias desarrolla la Consejería de Turismo, Comercio y Deporte?
A.M.: La política turística del Gobierno de Andalucía pivota sobre tres ejes fundamentales. En primer lugar, destacar la planificación turística como herramienta clave para aumentar nuestra competitividad como destino. En este sentido, se ha producido un cambio de mentalidad en cuanto al cada vez más relevante papel de la planificación turística en la generación de nuevos productos. Una labor en la que resulta imprescindible que la colaboración público privada y que parte del convencimiento de que en el escenario actual de hipercompetencia un destino como Andalucía debe estar en la vanguardia de la creación de productos capaces de satisfacer a un turista cada vez más exigente. En segundo lugar, la innovación constituye otro pilar fundamental de la política turística andaluza y se concreta en dos importantes proyectos: la Comunidad Turística de Andalucía y Andalucía Lab. Con la Comunidad Turística, nuestra región aspira a liderar un movimiento de vanguardia que ofreciendo respuestas a las necesidades del nuevo viajero que, cada vez con mayor frecuencia, organiza sus vacaciones a través de Internet. Un ambicioso proyecto que acerca la información y comercialización de nuestra oferta a los consumidores mediante contenidos interactivos y una red social propia que acompaña a la nueva plataforma de comercio electrónico. Andalucía Lab constituye una muestra inequívoca de la voluntad por aportar las mejores y más modernas herramientas para que nuestras empresas mejoren su competitividad a través del conocimiento, la creatividad y la innovación. Así, desde su puesta en marcha más de cinco mil empresas del sector turístico han participado en alguna de las acciones auspiciadas por esta iniciativa. En tercer lugar, la calidad se ha convertido en otro de los pilares fundamentales de la estrategia turística andaluza y que constituye un potente impulso para destinos y empresas bajo las premisas fundamentales de una mayor responsabilidad de los agentes implicados y la preservación de los recursos medioambientales y socioculturales. Todo ello, fomentando la excelencia como clave para asegurar los resultados empresariales y crear más y mejor empleo. En definitiva, se trata de estrategias dirigidas a asegurar que el turismo continúe siendo un sector estratégico para la economía andaluza y un aliado fundamental de cara a paliar los efectos negativos de la actual situación económica.

A.E.: Uno de los proyectos estrellas de la Consejería de Turismo es el Guadalquivir, ¿qué momento atraviesa su desarrollo?
A.M.: Próximamente se constituirá el Consorcio Guadalquivir, un órgano de gestión mancomunada conformado por la Junta de Andalucía, seis Diputaciones Provinciales, los agentes económicos y sociales y la Asociación Red de Ciudades río Guadalquivir que será la encargada de definir, desarrollar y velar por la realización de los proyectos que contribuirán a alcanzar los objetivos planteados por este ambicioso proyecto bajo los principios de coordinación de políticas y colaboración administrativa. Se trata de convertir el Guadalquivir en la Gran Ruta de Interior de Andalucía.

A.E.: ¿Cómo definiría la importancia del río Guadalquivir para Sevilla?
A.M.: Se trata de un activo fundamental para la ciudad, tanto como por su importancia como elemento vertebrador urbano, como recurso turístico capaz de ampliar y diversificar su oferta turística y de ocio y como vector de crecimiento económico y creación de empresas y empleo. Al igual que en otras ciudades europeas, Sevilla tiene que aprovechar aún más las posibilidades que ofrece su cauce fluvial. El río va a ser uno de los grandes protagonistas del futuro turístico de Sevilla.

A.E.: ¿Qué relación guarda el proyecto Guadalquivir con el presentado por el candidato a la alcaldía de Sevilla Juan Espadas para revitalizar el río y convertirlo en un activo fundamental de la ciudad?
A.M.: Se trata de proyectos complementarios. En este sentido, su diseño es plenamente coherente con la filosofía y los objetivos recogidos en Guadalquivir. Las cinco actuaciones planteadas, en caso de materializarse, no harán sino maximizar el impacto y efecto arrastre de este macroproyecto y constituirán un destacado ejemplo de cómo poner en valor y aprovechamiento el Guadalquivir.

A.E.: Este proyecto, en el que también se encuentra usted implicado, recoge cinco actuaciones señeras, punteras e innovadoras dirigidas que servirán para potenciar el desarrollo turístico, de ocio, restauración, deportivo y medioambiental de la ciudad. ¿Podría explicarnos brevemente en qué consisten dichas actuaciones?
A.M.: En primer lugar cabe destacar que Sevilla tiene la posibilidad de convertirse en destino de cruceros con la nueva esclusa y para ello necesita realizar una serie de tareas contempladas en las propuestas de Juan Espadas. En este sentido, cabe señalar la importancia del proyecto que tiene como objetivo reconvertir el actual edificio de Altadis en un equipamiento multifuncional y hotel de gran lujo para Los Remedios. Es un “anacronismo” que dicho edificio siga siendo suelo industrial. El segundo gran referente lo constituye una plaza fluvial en el entorno de la Estación Plaza de Armas, que permita una amplia zona transitable con cubierta vegetal junto al Puente del Cachorro. El tercer proyecto es el Microdomos, nombre dado a la zona que comprende desde el Puente de la Cartuja hasta el Puente de la Barqueta, donde se establecería una gran zona de juego y ocio para niños y jóvenes. El cuarto elemento es la creación de una gran cancha deportiva desde el Puente de la Barqueta hasta el Puente del Alamillo, con sendas de paseo, carriles bici, pantalanes para pesca y pistas de deporte de calle. Por último, el quinto proyecto es el denominado San Jerónimo Natura que aprovechando la restauración y reforestación del cauce del Guadalquivir que se está llevando a cabo en la actualidad desde el Puente del Alamillo hasta la corta de San Jerónimo, pretende convertirla en zona de ocio y medioambiental, con pantalanes flotantes, programas de restauración, circuito de footing y una playa urbana.

A.E.: ¿Qué aportarán a la ciudad estos proyectos?
A.M.: Estos relevantes proyectos cumplen la importante función de recuperar el tiempo perdido en cuanto al aprovechamiento del río para su uso recreativo y hacerlo además, con un cambio de patrón dirigido hacia una economía basada en su armonía con el medio ambiente, más productiva e innovadora. Asimismo, se trata de conciliar y cohesionar a la ciudadanía con el río, tanto tiempo incomunicados pese a coexistir físicamente juntos desde siempre.

Manuel Bellido

Posts relacionados